A decir verdad, Bruselas nunca fue un destino que estuviese en mi lista de lugares que visitar en el mundo y tampoco llamaba especialmente mi atención. En mi primer viaje en solitario organicé una ruta que incluia París y Amsterdam, y al ver que la capital belga quedaba de paso en el trayecto, opté por añadirlo. El objetivo sería conocer Bruselas en un día, tiempo suficiente para conocer lo esencial de la ciudad.

Muchas veces la falta de información y la ausencia de curiosidad hacen que no demos a ciertos destinos el valor que realmente poseen. Este es el caso de Bruselas. No puedo decir que repetiría o que pasaría más tiempo en este destino, pero sí que puedo afirmar que la visita mereció la pena y pude descubrir detalles de la ciudad bastante sorprendentes.

Te dejo a continuación una lista de cosas que por nada del mundo te puedes perder en la ciudad de Bruselas. ¡Apunta!

Tour gratuito por Bruselas

A pesar de toda la información que tenemos a nuestro alcance y disposición, no siempre nos informamos de la historia del lugar que visitamos. Mi idea de Bruselas cambió por completo al unirme a un Free Tour que encontré en la Grand Place.

Los free tour, en mi opinión, son la mejor forma de entender lo que nos rodea en el destino visitado. Nadie mejor que un guía que vive allí puede hacer que veas la ciudad del modo que merece y nadie mejor puede adentrarte en sus entresijos. Nuestro guía, Aberlardo, demostró su pasión por Bruselas y supo transmitirla perfectamente además de hacer el tour ameno y divertido. Logró mostrarnos, de igual manera, la identidad de Bruselas: abierta, respetuosa y abanderada de la libertad individual.

Además del tour clásico para conocer los enclaves principales, hay un tour más alternativo pero igual de interesante.

Realizando un tour gratuito conocerás los lugares más importantes de Bruselas como la Grand Place, el Manneken Pis, las Galerías de Saint-Hubert, el Palacio de Justicia y el Palacio Real entre otros.

Aprenderás también, que Bruselas es una ciudad con un carácter especial: defensora de la libertad individual y del respeto ante toda diversidad. Ejemplo de ello es el alto castigo que conllevan actos homofóbicos o discriminatorios contra otras personas.

Tomar una cerveza en Delirium Café

Pasando al panorama gastronómico, Bruselas se corona como la ciudad cervecera por excelencia, prueba de ello es el Delirium Café, que alberga más de 3000 variedades de cerveza (batiendo el récord Guiness en el año 2015). El amor por la cerveza es tan grande que hasta los monjes trapistas elaboran su propia bebida.

A pesar de que el tour gratuito te llevará hasta el Delirium, te recomiendo volver al final y disfrutar tranquilamente de una (o las que quieras) de las tantísimas cervezas a elegir que tiene la carta.

Probar las patatas fritas

Hablar del origen de las patatas fritas es, sin duda, meterse en terreno peligroso. Franceses y belgas se disputan históricamente la invención de dicho manjar. Sea como fuere, si estás en Bruselas, pruébalas pensando que fueron los belgas quienes las crearon y verás como saben infinitamente mejor.

Comer un gofre (o dos)

El olor a gofre inunda las calles que rodean la Grand Place, una auténtica tentación para cualquiera que tenga una mínima adicción al chocolate (como es mi caso). He de reconocer que en mi vida había visto unos gofres tan atractivos como los de Bruselas ni tan caros (entre 7 y 8 €). A pesar del precio, si volviera atrás en el tiempo, creo que me habría comido más de uno.

Galerías Royales Saint-Hubert

Además de la cerveza, las patatas fritas y los gofres, Bélgica en general es la reina del chocolate en todas sus otras formas. Vayas donde vayas, encontrarás chocolaterías donde es imposible no pararse a contemplar dulces de toda clase.

Las galerías reales Sain-Hubert, son unas galerías comerciales del siglo XIX, y aquí podrás encontrar la chocolatería que inventó el bombón de chocolate, que originalmente era una farmacia que recubría algunos medicamentos de chocolate para que los niños se las tomaran sin esfuerzo.

Descubrir el arte urbano de Bruselas

Una de las cosas que más me impresionó de Bruselas fue la cantidad de arte urbano que se encuentra a cada paso. La estela del personaje de cómic Tintin, cuyo creador es belga, aparece en varias calles, sobre todo en las más céntricas.

Da la sensación de que el arte en Bruselas no es únicamente casual, si no que es promovido y extendido por toda la ciudad. Te invito a perderte un poco por las calles e ir descubriendo estas maravillosas obras de arte.

Algunos consejos

¿Dónde dejar el equipaje?

En el caso de pasar un único día en Bruselas, al igual que hice yo, una buena opción es dejar el equipaje en las consignas de cualquiera de las estaciones de tren que hay. Resulta bastante rentable y además es muy seguro, por lo que no tendrás que cargar con peso a lo largo del día y podrás estar mentalmente tranquilo.

Visita a los vecinos

La ventaja de Bruselas, es la proximidad con sus vecinos: Francia y Holanda. Y mejor aún, los billetes de tren para moverse a estos dos destinos son realmente económicos. Yo viajé a Bruselas desde París en tren, y después continué hasta Amsterdam (también en tren). Cada billete costó alrededor de 20€, así que, como puedes ver, quizás te interese unir varios destinos del tirón 😉

Qué hacer en Bruselas si cuentas con más tiempo

Si tienes la suerte de permanecer más tiempo en Bruselas, toma nota de más actividades que puedes llevar a cabo:

Tours gratuitos

Además de los tours principales para conocer el Bruselas histórico, puedes participar en un free tour por el Barrio Europeo o bien realizar un tour de misterios y leyendas de Bruselas.

Visitas gastronómicas

Si por algo destaca Bruselas es por sus miles de cervezas y por ser una de las ciudades reinas del chocolate. Para amantes de estos manjares, como yo, te recomiendo participar en dos visitas guiadas de pago, pero muy económicas y que merecen la pena:

  • Tour de la cerveza belga: donde conocerás todos los secretos de la cerveza belga e incluso disfrutarás de alguna degustación.
  • Tour del chocolate: que no requiere ninguna explicación, solo con oír la palabra chocolate y saber que habrá degustación yo me apuntaría.

Bruselas y el cómic

Cuando visites Bruselas entenderás por qué el comic tiene un papel tan importante en la ciudad, pero si quieres un conocimiento más profundo, te recomiendo participar en el Tour del cómic por Bruselas.

Excursiones desde Bruselas

Desde Bruselas, puedes realizar visitas a ciudades más próximas en el mismo día. Ciudades como Brujas, Gante o incluso atravesando fronteras, Amsterdam. Todas estas excursiones incluyen la visita guiada por dichos lugares. Ideal si no quieres preocuparte por nada y conocer todo de la mano de un experto.


Como puedes ver, Bruselas es más sorprendente de lo que aparenta. Ahora, es momento de preparar la maleta y…¡rumbo a Bélgica!

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: