A pesar de que cada vez es más común el hecho de viajar en solitario, aún sigue habiendo algo de temor y cierto rechazo por parte de algunas personas, que piensan que el mundo no es lo suficientemente seguro como para viajar así (sobre todo si eres mujer) o que no ir acompañado es un aburrimiento, lo mires por donde lo mires. Con este artículo, pretendo darte las suficientes razones para animarte a dar el paso, al igual que proporcionarte algunos consejos para empezar a viajar sola.

Consejos para empezar a viajar sola

Lee experiencias reales

Si estás pensando en un destino específico al que quieres viajar, te recomiendo leer experiencias de otros viajeros. Puedes encontrar muchísimos blogs de personas que viajan en solitario o que puntualmente lo han hecho y seguir sus recomendaciones en relación al lugar. Del mismo modo, pueden darte una visión más objetiva sobre muchos aspectos, como la seguridad. Nadie mejor que alguien que lo ha vivido para darte su opinión.

Evita las opiniones «tremendistas»

Es muy importante leer y escuchar experiencias reales, porque si te dedicases a creer todo lo que tu entorno más cercano te dice… no saldrías ni de casa. Es muy común, por ejemplo, que en tu familia te desaconsejen viajar en solitario y den opiniones que, lejos de ayudar, transmiten miedo.

Estas opiniones son totalmente naturales: es normal no querer que le ocurra algo a un ser querido y cuando uno quiere evitar precisamente eso, transmite involutariamente temor y advertencia a través de sus palabras.

Escuchar opiniones distintas no es malo en absoluto, pero es importante saber relativizar y ser consciente de dónde vienen dichas opiniones. Si tu deseo es conocer Marruecos, es preferible que tomes los consejos de alguien que acostumbra a viajar sola o que ha estado allí con anterioridad y no de tu padre, tu madre o tu abuela, que tienen una idea formada en su cabeza pero jamás han puesto un pie allí.

Ejercita tu actividad en solitario

Si la idea de viajar solo te da miedo, una buena manera de iniciarse es empezar haciendo otras actividades más cotidianas en solitario. Si no estás habituado, al principio pensarás que todas las personas de la sala del cine te están mirando porque eres la única persona sin pareja.

Tomar la costumbre de realizar actividades en solitario es un buen entrenamiento para cumplir el objetivo final, que es lanzarte a la aventura. Se trata, en definitiva, de trabajar la no-dependencia respecto a los demás y desarrollar la capacidad de sentirse bien en compañía de uno mismo.

Comienza con destinos sencillos

Uno de los consejos para empezar a viajar sola, es hacerlo en la medida en la que una se sienta más cómodo, es decir, que no es necesario empezar por lugares lejanos, como Argentina o Chile. Si te vas a sentir más seguro comenzando con un lugar más cercano, adelante. Es otra muy buena forma de romper el hielo.

Viaje en solitario en Londres

Mi caso particular: cómo empecé a viajar sola

Nací con el gen viajero, lo cual significa que necesito viajar. Y si no tengo con quien ir, lo más seguro es que lo haga sola. Reconozco que al principio esta idea me daba algo de vértigo, sensación que, con el tiempo y debido a las circunstancias de la vida, se fue pasando.

Soy una persona que siempre he intentado organizar viajes con la gente más cercana de mi entorno, pero llega un punto donde cada uno empieza a desarrollar su vida en otro lugar, o donde las obligaciones, el trabajo o los estudios pesan más que el tiempo libre. Del mismo modo, las prioridades cambian: para mí, viajar es algo esencial que realizo en cuanto surge la ocasión (y cuando me lo puedo permitir, por supuesto). La decisión de viajar sola empezó a rondar en mi cabeza cuando me di cuenta de que viajar no era una de las prioridades para mis amigos más cercanos.

A pesar de que me encanta viajar con las personas que más quiero, decidí que, si no quería seguir perdiéndome destinos, tendría que hacerlo sola.

Ejercitando mi actividad en solitario en Londres

Durante los años que viví en Londres con un trabajo estable, un salario aceptable y muchos días de vacaciones (6 semanas al año), mis ganas de viajar se multiplicaron por 10 y la posibilidad de ir acompañada se redujo de manera proporcional. El hecho de vivir en otro país reduce, además de la compañía en los viajes, la compañía en cualquier aspecto social (a no ser que tengas las suerte de tener un horario normal y no trabajar los fines de semana).

Mi caso era justamente el contrario. Comencé a ejercitar mis actividades en solitario, como dar paseos por la ciudad, conocer lugares nuevos, ir al cine, hacer deporte, intercambios de idioma, tomar un café e incluso ir a bailar salsa y bachata. Así, caí en la cuenta de que si era capaz de hacer todas esas actividades sola, y sentirme bien, también sería capaz viajar en solitario.

Viajando sola en Londres
Descubriendo Londres

El paso definitivo

Decidí romper el hielo y empezar con algo relativamente fácil (para ganar confianza) y planifiqué un viaje por Bruselas y Amsterdam. Creo, honestamente, que la cuestión reside en dar el paso. No importa dónde. No tienes que viajar lo más lejos posible para demostrar que puedes viajar solo. Creo de verdad, que cada persona es distinta y tiene sus tiempos. Para mí fue necesario visitar un destino relativamente cercano, antes de emprender una aventura en otro continente, por ejemplo.

Primer viaje sola en Amsterdam
Mi primer viaje en solitario en Amsterdam

La experiencia fue gratificante y además me ayudó a desarrollar facetas que necesitaban mejora. Lo cierto es que viajando en solitario, entablar una conversación con los lugareños y conocer a otros viajeros se hace mucho más fácil. Sólo tienes que pensar en las ocasiones en las que has viajado en grupo, sobre todo si era numeroso. Normalmente, estar acompañado hace más complicada la interacción con otras personas, ya que esa necesidad ya está «cubierta» con personas de tu entorno cercano.


Si con este post has decidido iniciarte en los viajes en solitario, aquí te dejo los consejos que necesitas para tu viaje definitivo:

Consejos para viajar sola: recomendaciones a principiantes

Dar el paso de viajar sola no es algo tan simple como puede parecer. Aunque algunas personas tienen mucha más facilidad que otras (por su personalidad, sus circunstancias personales…) nunca …

Read more

4 comentarios

  1. Los límites son mentales está claro. Y viajar en solitario puede que sea uno de ellos.
    Hasta que un día lo haces, vives la experiencia y deja de ser un límite para convertirse en una parte esencial de tu vida.
    Muy de acuerdo!

  2. Deseos de que algún día
    sin pena disfrutes de mi Compañía.
    Te acompaño y escucho en silencio
    Resalto tu Valentía.

    Firmado: SOLEDAD

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: